¡Atención! Este sitio usa cookies y tecnologías similares.

Si no cambia la configuración de su navegador, usted acepta su uso.

Acepto
OMARA PORTUONDO

OMARA PORTUONDO

“Cumplí 90 en medio de esta pandemia. Jamás imaginé que podía llegar a esta nueva juventud y seguir cantando.

Tantas noticias tristes, tanto adiós, tanta distancia, nos han hecho comprender mejor el valor de la VIDA, de la familia y los amigos. Aprovechar cada instante y poner música a las cosas, puede ser el mejor aprendizaje de estos años.

Para mí cantar es vivir, es mi manera de ser. Si me preguntan por mi lugar favorito, será siempre el escenario, la canción que canto, el próximo aplauso. Mientras tenga voz y alguien me quiera oír, permítanme cantar.

Por eso me urge emprender esta gira mundial, con todas las ganas, con todas las sonrisas. Siento que es un buen momento para dejar personalmente un ¡hasta luego! a mis seguidores en los países más lejanos, a los que, como aún no se ha inventado la teletransportación, parece más difícil que pueda volver. Tal vez luego de estos años sea preciso dejar un poco los aviones y el vaivén alrededor del mundo y deba entonces pasar más tiempo en los estudios, tal vez...

Mientras tanto y como quiera que el mundo despierta otra vez, vamos juntos a celebrar la VIDA”.

 

 

“I turned 90 in the middle of the pandemic. I never imagined that I could reach this new youth and keep on singing.


So many sad news, many farewells, so much distance have made us better understand LIFE’s value, family and friends’ value. Make the most of every moment and put music on things can be the best learning of these years.


For me, singing is to live; it’s my way of being. If they ask me about my favourite place, it will always be the stage; the song I sing, the next applause. As long as I have my voice and someone that wants to hear me, allow me to sing.


That is why starting this world tour is imperative, with all the enthusiasm, with all the smiles. I feel this is a good moment to personally bid farewell to my followers in distant countries, to which, since teleportation is yet to invent, coming back seems more difficult. Maybe, after these years it is necessary to leave the planes and the comings and goings around the world for a bit and then spend more time in the studies, maybe…


In the meantime, and however the world wakes up again, let’s celebrate LIFE together.

 

 logo fb

 

logo TWITTER

 

logo youtube

 

spotify

 

Vídeo relacionado